Páginas vistas en el último mes

AÑADIR NUEVAS PÁGINAS AUTOMATICAMENTE CUNDO SE PUBLIQUEN

viernes, 11 de marzo de 2011

Principio 6 del Método Moratinos de entrenamiento de carreras a pie: PRINCIPIO DE EMULACIÓN.










Llegamos al principio seseno del Método Moratinos de entrenamiento de carreras a pie: El PRINCIPIO de EMULACIÓN. Lo formulábamos así en la enunciación sistemática del Método(luego haremos algunos pequeñas precisiones):

"El logro de buenas marcas. Parece un contrasentido, pero no lo es. Mi método pretende también, que el corredor, si ese es su deseo, mejore sus marcas. Por el hecho de correr motivado, feliz, con buenas sensaciones y buenas "vibraciones",
se tienen los fundamentos sustantes de la marca. No se dilapidan esfuerzos y éstos se concentran en la buena carrera, y esa "aparente distensión" es esencial para bajar marca".

En el entrenamiento, en mi método, se da mucha importancia a la carrera durante mucho tiempo, alternando trote con una mayor velocidad, es decir, trote/running. Pero a lo que llamamos carrera continua, base de mi sistema, hay que añadir, completando el entreno, otro conjunto de técnicas: fartlek y series.

El fartlek se basa en el tiempo y consisten en cambios de ritmo con carácter temporal: calentamiento durante unos 20 minutos, más 10 cambios de 2 minutos y recuperación de 2 minutos.

Las series, se basan en la distancia y consisten en cambios con carácter espacial: 8x1.ooo metros, más 2 minutos de trote más "soltar" ( distensión).

Por tanto, carrera continua, fartlek y series, forman la base de un entrenamiento. En la carrera continua, se potencia la "carrera aeróbica", aunque hay tramos en que la "carrera anaeróbica" tiene su emplazamiento.

En cuanto a la base de un entreno, la carrera continua, es importante se combine el llano, con las cuestas y los descensos. Hacia un 40 por ciento del tiempo, debería ser subir y bajar cuestas.

En la carrera, se consideran estas tres fases: impulso, apoyo y avance y las buenas técnicas de cada uno de estos tres aspectos, se deben perfeccionar. Coger buen impulso, perfeccionar el apoyo y echando el cuerpo hacia adelante, potenciar el avance.

En cuanto a la zancada, consta de: a) apoyo ( el pie debe apoyarse bien en el suelo), impulso( se debe dar gran fuerza a este aspecto, como si tuviéramos un muelle que nos elevara) y avance.

Son dos los elementos de una buena carrera, a saber, postura y cadencia. La postura erguida (sin que sea en demasía) es fundamental. En las cuestas, se aconseja una ligera inclinación del cuerpo. Respecto a la cadencia hay que buscar mover las piernas con la mayor rapidez: cuanto más deprisa movamos las piernas, mayor velocidad imprimiremos a nuestra carrera.

Hay que entrenar con cuidado, para prevenir y evitar lesiones. Múltiples son las posibles lesiones del corredor: rodilla, dolor de espinillas, estirones musculares, tetilla del corredor con rozaduras, torcedura de tobillo, síndrome de banda iliotibial, inflamación del tendón de Aquiles,...

Por ello, es esencial un calentamiento previo y estiramientos con moderación ( no se ha comprobado aún científicamente la efectividad de los mismos).

Se ha de completar la carrera con ejercicios de potencia, fuerza y resistencia de las diferentes partes del cuerpo. Con mancuernas o pesas, y barras, ejercicios para el pecho, dorsales, hombros, tríceps, bíceps y piernas. Ello se hará en casa o bien en el gimnasio. Las sentadillas, también son útiles.

Es creencia bastante generalizada, y equivocada , que el sólo correr refuerza las piernas pero no las demás zonas del cuerpo. Cuando se corre, se moviliza todo el organismo, y no sólo la parte inferior del cuerpo. Se mueven los brazos, y se desarrollan los músculos que alberga el tronco (abdominales, por ejemplo).

Pero esto no quiere decir que no se puedan completar las ejercitaciones musculares con ejercicios estáticos, sin carrera.

Todo ello, lleva a la emulación, a la competitividad. El corredor quiere quedar bien, se entrena para quedar bien , para competir, para hacer buena marca, para bajar sus registros. Mas esto no debe ser la única meta. No se tiene que obsesionar el corredor con la marca y así, si tiene una cierta distensión, en las carreras largas sobre todo, puede ir mejorando la marca. Una gran tensión agarrota los músculos y puede causar lesiones. El correr crispado no es buen consejo: es fuente de disgustos, lesiones, insatisfaciones y el equilibrio psicosomático se rompe.

Sirvan estas líneas para dar una primera aproximación de este principio metódico, el de emulaciónn( en cierto modo, también, de competitividad). Nos preparamos, nos ejercitamos, nos entrenamos, para competir, para hacer buenas marcas, pero también para tener en la carrera buenas vibraciones, buenas sensaciones, disfrutar corriendo. Ese es el objetivo: disfrutar compitiendo y corriendo.

Un saludo, amigos bloggeros feisbukianos.

Soy muy feliz.

No hay comentarios:

Publicar un comentario